Iglesias para visitar en Chile




Las iglesias de Chiloé: creando estilo propio

En el sur de Chile se encuentra el archipiélago de Chiloé, formado por varias islas e islotes, y en ellas se encuentran las Iglesias de Chiloé, un conjunto de templos cristianos, realizados en madera y construidos entre el s. XVIII y principios del s. XX. Desde el año 2000 este conjunto de Iglesias forman parte del Patrimonio de la Humanidad.

La arquitectura de estas Iglesias sigue un esquema similar en todas ellas, y todas poseen una estructura básica similar: tejados a dos aguas, una torre de base octogonal, fachada con un pórtico de falsos arcos, y el interior formado por tres naves, todas tienen delante del edificio una explanada para procesiones;  pero entre ellas hay ligeras variaciones dependiendo de la zona y del periodo de edificación. Algunas de las más famosas son:

La Iglesia de Achao, es la más antigua de las que forman las Iglesias de Chiloé.



La Iglesia de Quinchao, con sus 53 metros de largo y sus casi 19 de ancho, es la mayor del grupo.

O la Iglesia de Castro, que se aleja del estilo de las demás, acercándose al neogótico.

Iglesia de San Pedro de Atacama

Los orígenes de la Iglesia de San Pedro de Atacama se remontan al s. XVI, por ello este templo es considerado uno de  monumentos nacionales chilenos.  Esta iglesia, de estilo andino, sobria y simple en su diseño, tiene planta de cruz latina, es la más grandes de la región, fue construida en piedra y adobe con un techo de madera de producción local; destacable es el interior del templo con un altar mayor de estilo Barroco, único en Chile. La Iglesia  se cercó posteriormente y, a lo largo de los siglos, ha sufrido numerosas modificaciones y reformas, tanto en el interior como en su fachada y sus muros, la última recientemente. Desde 1951 forma parte de los Monumentos Nacionales.



La Iglesia se sitúa en uno de los laterales de la plaza principal del pueblo del mismo nombre, y es uno de los grandes atractivos turísticos del lugar, que cada día atrae a numerosos visitantes nacionales y extranjeros, que hasta el lugar se desplazan con el fin de admirar una de las iglesias más características y famosas de los orígenes de Chile.

Iglesia de Parinacota

A 4.400 metros de altura y en el poblado altiplánico de Parinacota (donde habitan 29 personas según Censo 2002) se ubica esta iglesia que es Monumento Nacional y el pueblo, Zona Típica. Es parte de una arquitectura mestiza que se relaciona con la cosmovisión de los Aymara y a la vez, da cuenta de la profundidad del proceso evangelizador comenzado por los misioneros españoles a fines del siglo XVI. El templo se encuentra rodeado de un muro de piedra, estucado en barro y blanqueado con cal; y en su interior guarda algunas de las pinturas murales más ricas del patrimonio andino.




Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *