Descubre las Etnias del Sur de Chile




Mujer mapuche

La principal etnia de esta zona, por presencia social y demográfica, es la mapuche. Aunque a la llegada de los conquistadores españoles, también habitaron la zona central de Chile, los libros de historia determinan como ubicación de este pueblo la región comprendida entre los ríos Itata y Toltén, territorio que protegieron ante la llegada de los españoles en el siglo XVI, continuando la resistencia en los tres siglos siguientes, durante la Guerra de Arauco.

Los mapuches son la “gente de la tierra” y dentro de su comunidad, suelen distinguirse distintos grupos, de acuerdo con su lugar de emplazamiento. Así es como se identifica a lelfunches (gente de las llanuras), pehuenches (mapuches que vivían en la zona andina, entre el nevado de Longaví y el nacimiento del Biobío), huilliches (comunidades situadas entre Valdivia y Chiloé) y lafkenches (mapuches que habitaban las tierras de Cañete y sus alrededores). Todas ellas se organizaron en comunidades familiares y patriarcales, hablaban el mapudungún y cultivaban la tierra o recolectaban los recursos de su entorno.

El resto de las culturas originarias del sur de Chile fue desapareciendo a medida que tomó contacto con los europeos y luego, con la población chilena; el estilo de vida fue alterado de tal manera que, en la actualidad, solo sobrevive una escasa población descendiente de estas comunidades. Su cultura se resguarda como un valioso patrimonio que vale la pena conocer. A continuación, una pequeña reseña.

Los archipiélagos y canales que abarcan desde Chiloé hasta el cabo de Hornos fueron habitados por bandas cazadoras y recolectoras. Se trata de los chonos, quienes habitaban las islas situadas entre el canal de Chacao y el golfo de Penas; los kaweshkar, distribuidos entre el golfo de Penas y el estrecho de Magallanes, y los yámanas, que vivían al sur del estrecho de Magallanes.

Entre el estrecho de Magallanes y Tierra del Fuego existe un paisaje de extensas llanuras de coirón y gramíneas, hábitat del guanaco, ñandúes y pequeños roedores. Ese era el hogar de los tehuelches, pueblo organizado como bandas de cazadores recolectores, entre cuyas características destaca su elevada estatura.

En las planicies de Tierra de Fuego se ubicaban los onas o selk’nam, pueblo de cazadores y recolectores. Como todas las otras culturas originarias, de Chiloé al sur, los selk’nam tenían costumbres nómadas y su principal núcleo social fue la familia.




Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *